Identificarse

Login

Email
Password *
Recordarme
0
Total : 0,00 €  /  Mi Cesta

Mi cuenta    -     Pedidos

0
Total : 0,00 €  /  Mi Cesta

iPhone 5: mucho más (y mucho menos)

Es una de las citas más esperadas del año desde que Steve Jobs revolucionase el mundo de la telefonía móvil en 2007. La presentación de cada nuevo modelo, seguida en directo por millones de personas en centenares de países, no deja indiferente a nadie y es capaz de repletar las portadas de los medios de comunicación (digitales y analógicos, lo mismo da) a lo largo de los cuatro puntos cardinales. Se le ama o se le odia, como a un tótem. Hablamos, evidentemente, de la última creación de la compañía de la manzana, el esperadísimo iPhone 5.

Hace una semana Apple desveló desde San Francisco (EE.UU) los secretos de su último terminal móvil, presentando al mundo entero la última versión de su popular iPhone. El nuevo teléfono aterriza con varias novedades reseñables, aunque sería exagerado hablar de cambios "revolucionarios" en su diseño. El dispositivo se presenta en sociedad con una pantalla más alargada, menos peso, nueva tecnología "ultrarrápida" en su procesador y una nota singular, el "arriesgado" cambio de su puerto de conexión dock (el cable del cargador, para entendernos).

En cuanto a la pantalla, ésta aumenta casi un 20 % respecto al iPhone 4S, alcanzando las cuatro pulgadas. Se trata, según se asevera desde Apple, de una pantalla "más grande, pero en su justa medida". La clave está en que mantiene el mismo ancho que los dispositivos anteriores, para que se pueda seguir escribiendo mensajes "con una sola mano". Además, la resolución aumenta y la saturación se incrementa un 44 %, para que todo pueda verse con más brillo.

Otra característica interesante es el chip A6, "ultrarrápido", que permitirá rendimiento y gráficos dos veces más veloces. Pero el gran paso adelante, si resulta efectivamente tal y como se anuncia, es el incremento en la autonomía de la batería. Ocho horas de navegación continuada en 3G, ocho horas de conversación y 10 horas de reproducción de vídeo sin necesidad de recarga conseguirán que ya no sea una tragedia griega olvidarnos el cargador en casa.

Del otro lado de la balanza se encuentra el Lightning, el nombre de la "polémica". Así se llama el nuevo conector del iPhone 5. Un dispositivo más fino y ligero, completamente digital, y de uso reversible. La "pega" al nuevo conector radica en que para poder utilizar los anteriores accesorios tendremos que adquirir un -nada práctico- adaptador (30 euros mediante). En cualquier caso, y pese al relativo poco entusiasmo con que la prensa recibió al iPhone 5, el dispositivo ha roto todas las marcas conseguidas por el iPhone 4S. Dos millones de reservas en las primeras 24 horas desde su lanzamiento y retrasos en la distribución del teléfono por la avalancha de solicitudes dan fe de la expectativa generada en los usuarios. En España podrás adquirirlo desde el 28 de septiembre. Atento.